¿Quién soy?

Puede que tengas algunas dudas ahora mismo. Si ofrezco trabajo, si hablo de marketing y seo, si soy un becario aburrido un viernes por la tarde… ¡Qué recuerdos!

Me llamo Carlos Cuéllar y soy… muchas cosas. Soy de origen andaluz, de residencia barcelonés, veinteañero, goloso, bailarín ocasional, teatrero, periodista y pseudo-becario de marketing digital y seo. En el último párrafo de este post te explico el por qué de este blog. Todo lo de antes es el rollo de mi vida y gastronomía autóctona. 

MARKETING DIGITAL Y MACARRONES EN PARÍS

A principios de 2015 viví en París. Me fui de becario a la Ciudad de la Luz a una agencia de marketing digital. Fue mi primer contacto con el mundo online y no solo me enamoré de la Torre Eiffel, sino también de Google.

Ganaba 500 euros al mes. Mi habitación costaba 600. ¿Cómo se puede ganar menos de lo que pagas por dormir? Parecía que estaba en Italia de la cantidad de pasta con tomate que comía. El “chollo” duró poco, se acabó el convenio y allí que parece que no hay crisis “no había dinero para contratar”. Aborrecí la pasta (menos la carbonara), hice las maletas y pa’casa.

PESCADILLAS EN SEVILLA Y UN CURSO GRATIS

Volví a Sevilla. Era primavera de 2015, olía a azahar y yo me preguntaba qué quería hacer con mi vida. Traía de París unos kilos de más y el gusanillo por el ámbito del marketing digital y derivados (email marketing, seo on page, seo off page, social media…).

Yo era la pescadilla que se muerde la cola. Quería formación en marketing digital, pero no podía pagarla. Quería un trabajo que me permitiera pagar una formación, pero nadie contrata sin “experiencia”. Quería experiencia, pero ésta sería gratis. Lo que nos pasa a todos, vaya. 

Aún así, siempre se abre una ventana. Encontré un curso intensivo y GRATIS de marketing digital que, aún hoy, ofrece el todopoderoso Google en varias ciudades de España. Se llama Google Actívate y te lo recomiendo. Una semana, ocho horas al día y un título. Me acerqué de refilón a todas las piezas del puzzle digital, porque no da tiempo a profundizar, pero al menos tenía un certificado (que en este país los piden demasiado). 

BRAVAS EN BARCELONA Y UN VITAMÍNICO

Septiembre de 2015. Con un curso bajo el brazo y una matrícula para cursar un máster, me fui a Barcelona. La verdad, el máster fue una mera excusa para trasladarme a la Ciudad Condal. Pasé un frío invierno mientras buscaba, cómo no, “prácticas de marketing digital y seo”. Nadie contrata a becarios. 

Compaginé los estudios del máster con dos prácticas, unas en un periódico regional de Cataluña y otras en una agencia de email marketing. 9 horas de prácticas al día que no llegaban ni a los 400 euros al mes. Pero para un complejo vitamínico me daba. Aguanté, me chuté de energía y me centré en aprender.

Realmente, aprendí bastante. Asimilé que tocaba ser becario durante un tiempo y exprimí al máximo mi estancia en las empresas. Algún que otro empleado más o menos simpático me dio consejos, guías, recursos y me enseñó a hablar con Google. Aún así, después de 9 meses, de nuevo “no hay dinero para contratar”. Hice un flan, les dije adiós y me cansé de ser becario. 

PSEUDO-BECARIO DE MARKETING DIGITAL Y SEO

Una de las cosas buenas de vivir en una ciudad grande es que hay más gente pero también más empresas y, por ende, más ofertas. En principio, después de acumular más de 2 años de experiencia en prácticas, me veía preparado para encarar un puesto de trabajo. Quería estabilidad y un sueldo digno que me permita comer sushi de vez en cuando, aprender idiomas y, simplemente, vivir mejor.

Se alinearon los astros y encontré mi sitio. Ahora soy técnico de linkbuilding y gestor de contenidos en una agencia de marketing online. Ahora puedo ahorrar, lo que significa seguir aprendiendo. Y ahora, por fin, me he lanzado a perseguir el sueño de mi vida: tener mi propio blog. Y ayudar a los demás. 

No sé mucho, pero tampoco poco. Cada día aprendo cosas nuevas y experimento nuevas estrategias de marketing digital. Siempre me voy a considerar un becario en formación porque sin adquirir nuevos conocimientos, no somos nada. Y con este proyecto quiero:

  • Escribir y compartir mis (pocos) conocimientos.
  • Que cualquier becario de este ámbito encuentre trucos y consejos para aprender.
  • Que toda persona interesada encuentre un espacio donde poder participar e incluso aportarme ideas nuevas.
El conocimiento debería ser gratis. Las formaciones en marketing digital y seo no son especialmente baratas. Si eres un #becarioSEO y sientes que a veces no te dan ni las gracias, lee, comparte, escribe y aprende conmigo.